Nuevos probióticos en el horizonte

 In Formaciones y Congresos, Micronutrición, Salud

El desarrollo e investigación de nuevos probióticos es un mundo fascinante. Sin duda, esto es posible gracias a los descubrimientos científicos y a los avances tecnológicos.

Este fin de semana tuve el placer de asistir al IX Workshop de la Sociedad Española de Probióticos y Prebióticos que se llevó a cabo en Zaragoza. Es una reunión donde siempre se aprende mucho, porque hay grandes investigadores exponiendo sus brillantes y recientes trabajos.

Sin duda, lo que más expectación causó fue el desarrollo de estos nuevos probióticos.

 

¿Qué son los probióticos?

Son microorganismos vivos que cuando se administran en cantidades adecuadas confieren un beneficio a la salud del hospedador.

Para saber cuáles son estos microorganismos saludables existe una investigación detrás . Es necesario primero saber cuál es la composición de microbiota (flora) intestinal. Luego reconocer a la flora saludable, aislarla, cultivarla y seleccionarla. Y finalmente vienen los estudios para su utilización en seres humanos.

A lo largo de los años se han ido reconociendo y utilizando una enorme variedad de cepas probióticas que abarcan fundamentalmente los géneros Lactobacillus, Bifidobacterias y Sacaromyces boulardii.

En una palabra, todo lo que conoces y consumes como probióticos, ya sea yogur, kéfir o comprimidos contiene estas variedades. Lo que cambia es el “apellido”. Por ejemplo: Lactobacillus casei, Lactobacillus bulgaricus, etc

 

¿Cuáles son los nuevos probióticos?

Esta vez la investigación amplía del todo sus horizontes y nos añade dos nuevas variedades, que no han sido utilizadas hasta el momento.

Los nombres se las traen:

  • Akkermansia muciniphila
  • Faecalibacterium prausnitzii

No es que sean “nuevas bacterias”. Se ha reconocido su presencia desde hace ya algunos años (aunque tampoco creáis que tantos). Y han podido reconocerse cuando la tecnología avanzó tanto como para detectar su ADN en el intestino, ya que no podían ser cultivadas con los medios comunes.

Desde hace años sabemos que existen estas bacterias pero hasta hoy no se habían podido desarrollar las técnicas para cultivarlas . ¿Por qué? Simplemente porque son como esos peces de las profundidades abisales del océano, con unos requerimientos de oxígeno que hacían imposible su manipulación con los medios habituales.

 

¿Hemos tenido en cuenta a estas bacterias ?

¡Desde luego que sí! Sabiendo sus increíbles propiedades y disponiendo de analíticas específicas para el tratamiento de las disbiosis (ver post anterior) hemos podido reconocerlas en estos análisis (por detección de ADN bacteriano) . Son bacterias muconutritivas , que están en las “profundidades” intestinales pegadas a la capa de mucus que cubre las células.

Cuando hay problemas gastrointestinales suelen estar bajas o muy bajas. Pero al no tener probióticos específicos que las contengan no hemos podido darlas como tales para corregir sus deficiencias.

Nos hemos acercado lo más que podíamos simplemente dando fibra prebiótica , que resulta su alimento clave. Como quien esparce pienso en una pecera para que los peces coman.

Los prebióticos señalados para esto han sido la inulina (ver post anterior) y el almidón resistente.

 

¿Cuál es la novedad con los nuevos probióticos?

Ahora por fin la ciencia ha encontrado el modo de manipular a estas magníficas bacterias para poder administrarlas a seres humanos. Como tales y no sólo “dándoles de comer como a los peces”.

Por supuesto aún falta para su comercialización, que puede aún tardar unos pocos años. Pero el sendero ya está desenmarañado y ahora se conoce como proceder.

 

¿Por qué son tan importantes para la salud?

Vamos a retener dos palabras claves, una para cada una:

  • Akkermansia: metabolismo
  • Faecalibacterium: inflamación

 

Acciones de la Akkermansia en el metabolismo:

  • protección frente a obesidad y aumento de peso
  • acción favorable sobre el metabolismo de la glucosa

Las personas con niveles bajos de Akkermansia tienen más alto:

Y sucede todo lo contrario en quienes la tienen en buenos niveles.

Quiere decir que en un futuro puede ser una diana terapéutica para colaborar en el tratamiento de la obesidad y la diabetes tipo 2.

 

Acciones del Faecalibacterium sobre la inflamación:

 

– Puede considerarse un sensor de salud intestinal

– Las personas con colon irritable y enfermedad inflamatoria intestinal (Enfermedad de Crohn y colitis ulcerosa) tienen niveles muy bajos de esta bacteria

– Producen una sustancia esencial para la salud del colon que se llama butirato

– Tiene una acción antiinflamatoria notable con efecto marcado sobre la inmunidad

–   Ayuda a restablecer la mucosa cuando existe aumento de la permeabilidad intestinal

 

Quedamos a la espera del lanzamiento en años venideros de estas dos prometedoras variedades de nuevos probióticos.

 

Recommended Posts
Showing 2 comments
  • Alejandro Janches
    Responder

    Excelente articulo. La Dra. Zemba siempre esta un paso adelante en la medicina del siglo XXI

    • Cristina Zemba
      Responder

      Muchas gracias por tus comentarios, Alejandro. Pongo todo mi cariño en las actualizaciones para conocimiento y disfrute de la gente. Un saludo cordial!

Deja un Comentario

Contáctanos

Not readable? Change text. captcha txt
dieta veganabarrera cutánea